Translate

domingo, 12 de abril de 2015

BIZCOCHO DE NARANJA

Hemos preparado este Domingo un bizcocho. Hace unos meses estuvimos de visita en casa de mi hermano y mi cuñada, Amparo, nos hizo para acompañar el café este bizcocho. Nos encantó a todos. Le pedí que me diera la receta para poder publicarla y esta semana he tenido la oportunidad de poder aprender a cocinarlo.

Amparo es muy buena cocinera, muy meticulosa en la preparación de cualquier plato que realiza y ha sido una profesora estupenda, facilitando el aprendizaje y la recopilación de los datos.

Este es el resultado, os invito a que lo probéis vosotros mismos, no es complicado y el resultado es realmente espectacular.


Ingredientes:

2 naranjas, 2 huevos, 115 gramos mantequilla, 115 gramos de harina, 115 gramos de azúcar, 1 cucharadita de levadura en polvo, 150 gramos de azúcar glas.

Preparación:
                                                           
Poner la mantequilla en el microondas unos 15 segundos para ablandar la mantequilla y poder trabajar mejor. También podemos calentar al baño maría el recipiente donde vayamos a trabajar la masa.

Rallamos muy fino la piel de una naranja.

Escurrimos el zumo de las dos naranjas por separado reservándolo en recipientes separados.

Si no tenemos azúcar glas, podemos conseguirla poniendo azúcar normal en un molinillo de café reduciéndola a polvo.

Calentamos el horno a 210º.

Elaboración:

En el recipiente que hemos calentado ponemos la mantequilla y comenzamos a trabajarla moviéndola de forma enérgica y rápida con una paleta hasta conseguir ponerla a punto de pomada.

Llegado este momento comenzamos a incorporar el azúcar poco a poco removiendo continuamente para que se vaya uniendo bien y conseguir que esta mezcla esté espumosa.
A continuación echamos los huevos uno a uno y mezclamos para conseguir que se incorporen bien a la masa.

Ahora comenzamos a echar poco a poco la harina y removemos bien para conseguir una masa homogénea.

Incorporamos el zumo de una naranja y la ralladura de esta. Lo integramos todo con la masa.

Añadimos la cucharadita de levadura y echamos la masa en un molde untado de mantequilla para que no se pegue (si utilizamos un molde de silicona no es necesario esto).
Metemos el recipiente con la masa en la parte baja del horno y cocinamos durante ½ hora a la temperatura que hemos indicado. El tiempo es orientativo, debemos controlarlo, ya que cada horno puede funcionar de una forma distinta. Cada uno sabremos cómo utilizar nuestro horno. Si vemos que se dora muy rápidamente por encima podemos cubrir el recipiente con papel de aluminio para conseguir una cocción homogénea sin que se nos llegue a quemar la superficie superior.

Mientras está en el horno el bizcocho echamos el zumo de la otra naranja sobre el azúcar glas y removemos bien para conseguir un glaseado.

Cuando esté horneado el bizcocho lo sacamos del molde y aún en caliente vertemos sobre él la mitad del glaseado que hemos preparado con el zumo de naranja.
Dejamos enfriar y ya frío el bizcocho vertemos sobre él el resto del glaseado. Guardamos en el frigorífico envuelto en papel film hasta la hora de servirlo. Es conveniente que esté al menos un par de horas en el frigorífico.

Presentación:

Podemos adornarlo como queramos, bien espolvoreando solo unas cucharaditas de azúcar glas, o bien, añadiendo lo que consideremos conveniente según nuestros gustos.

En esta ocasión corté unas rodajitas de naranja, con piel y todo y una fresa en láminas y las caramelicé. Adorné la tarta con estos ingredientes según mi criterio.

Listo.

Importante: Tanto el texto como las imágenes publicadas en este blog están protegidas bajo una licencia

No hay comentarios:

Publicar un comentario