domingo, 17 de enero de 2016

CHAMPIÑONES MARINADOS AL AROMA DE LIMÓN Y CANELA

Ha sido una sorpresa encontrar esta receta tan sencilla en la que conseguimos con unos simples champiñones un entrante con el que podremos agasajar a nuestros invitados de una forma muy exitosa.

Un sabor contundente que impacta con el primer bocado en nuestro paladar y nos hace olvidar todos los sabores que recordábamos de estos hongos.

Una elaboración muy sencilla y la posibilidad (necesidad) de servir este plato en frío hacen muy interesante este entrante para cuando tengamos cualquier evento en casa.

Espero que os guste.


Ingredientes (para 4 porciones):

250 gramos de champiñones pequeños, el zumo de medio limón, 4 dientes de ajo, 1 guindilla seca, ½ rama de canela, 10 cl de aceite de oliva virgen extra, ½ cucharadita de sal y 1 cucharada de azúcar extrafino.

Preparación:

Limpiar, sin lavar, los champiñones y trocearlos en mitades o en cuartos según su tamaño.

Exprimimos el medio limón y colamos el zumo para quitar impurezas.

Pelamos los ajos.

Elaboración:

En una olla ponemos el zumo de limón, el aceite, los dientes de ajo pelados enteros, la ramita de canela, la guindilla, la sal y el azúcar.

Añadimos ½ vaso de agua y llevamos a ebullición y dejamos hervir durante 5 minutos.

Incorporamos en ese momento los champiñones y los cocinamos durante 10 minutos más.

Pasado ese tiempo apagamos el fuego y echamos todo el contenido en un bol y dejamos enfriar a temperatura ambiente.

Cuando estén fríos tapamos el recipiente con papel film y lo metemos en el frigorífico, dejándolo marinar al menos durante 2 horas.

Presentación:

En el momento de servir sacamos los champiñones del adobo y los presentamos en cuencos pequeños.

Ponemos unas brochetas de madera como utensilio para comer los champiñones.

Listo, así de fácil.

Importante: Tanto el texto como las imágenes publicadas en este blog están protegidas bajo una licencia

1 comentario: